¿Conviene comprar propiedades?

Pasada la devaluación y en este nuevo escenario económico, surgen los primeros interrogantes con respecto al dinero. Frente “al techo” impuesto del dólar en torno a los $25 y una inflación proyectada para el año cercana al 24%, el Clarín Económico relevó la opinión de especialistas, agentes bursátiles, economistas y expertos en finanzas para consultar acerca de la conveniencia o no de comprar propiedades en este momento. Lo que sigue es una síntesis de sus respuestas.
 

Claudio Zuchovicki (Analista financiero): No para mí. Entiendo que es un sector que se va a dinamizar, pero creo que van a ganar más los proveedores de la construcción (por eso prefiero acciones de ellas) que los inversores, incluso más que los desarrolladores, que ponen el riesgo.
 
Jackie Maubré (Cohen Sociedad de Bolsa): Los precios de las propiedades premium en general están en niveles históricamente altos, incluso comparados con países limítrofes. Sin embargo, a medida que el crédito se normalice, esos precios encontrarán sustento. La diversificación de los portafolios de activos es sana y vale la pena considerar algunos casos.
 
Gustavo Neffa (Research for Traders): Si bien el precio del metro cuadrado de construcción aumentó considerablemente en los últimos años, existen muchas oportunidades en el sector inmobiliario de nicho para pensar en diversificar nuestras inversiones. Barrios retrasados o en el interior del país, proyectos icónicos con amenities y esparcimiento deberían ser priorizados, además de oficinas en puntos clave. Las propiedades en pozo o en la etapa inicial deberían ser priorizadas, y relegadas las compras para alquiler, que en promedio no rinden salvo en el segmento de oficinas de alta categoría.
 
Nicolás González: (ABC tu dinero): El “ladrillo” está en el ADN inversor argentino como un activo financiero más. Los precios se han incrementado en dólares, empujados por la mayor demanda vía crédito UVA. Más allá de la apuesta a la protección y valorización de la propiedad, hay que fijarse en la renta que puede brindar un alquiler. El alza de impuestos provinciales y municipales le restan atractivos.
 
José Vignoli (Invertir on line): Sí, siempre que se pueda negociar el precio. Deberían bajar en dólares un poco ahora que se devaluó.
 
Juan Aguiar (Banco Itaú): Los inmuebles siempre fueron considerados como una herramienta de cobertura con la finalidad de proteger el patrimonio. Si bien en mercados tradicionales una devaluación podría implicar una baja de los precios de los activos terminados, en el mercado local (con déficit habitacional y una demanda mayor a la oferta), esto no necesariamente es tan lineal. Por el lado de los inmuebles en construcción, se verá una suba de costos como consecuencia del impacto de los componentes dolarizados, lo que en la medida que el mercado lo absorba, esa suba de costos se trasladará al precio final de los inmuebles. En el largo plazo, siempre los inmuebles constituyen una buena inversión y resguardo de valor.
 
Fuente: clarín.com  Por: Damián Kantor

0 comentários:

Publicar un comentario